jueves, 30 de abril de 2015

UÑAS DE GEL: TIPS O MOLDES. CUAL ES LA MEJOR OPCION?



Normalmente en el mundo de las uñas de gel disponemos de varias técnicas de trabajo, las principales son tips, moldes y acrigel, cada una tiene unos fines y unas características. ¿Pero cuando tenemos que usar tips o moldes?.  Vamos a analizar la técnica de tips:

La técnica de tips en uñas de gel:


Es la técnica más fácil de aprender y de usar, consiste en pegar una extensión de plástico a la uña ya sea de color blanco  o natural para simular la francesa o la uña natural. Normalmente estos tips o extensiones de uñas, vienen en cajas y suelen tener una numeración que se ajusta al tamaño de los dedos de los clientes. Solo hay que tener la precaución de encontrar el tip que se ajuste a nuestras uñas y pegarlos de forma correcta, y por último aplicar los geles correspondientes para su agarre y esculpido. Ahora vamos a analizar los inconvenientes de trabajar con dicha técnica:
  • No siempre encontramos un “número” acorde a las uñas por lo que nos podemos encontrar que ajustar un tip a la uña de la clienta puede ser una misión imposible y podemos ver que el tip puesto sea o pequeño o grande.

  • El punto anterior, puede originar en caso de que el tip sea corto y pequeño que apriete la uña de la clienta, por lo que con el tiempo quede deformada la uña con la presión, en el futuro puede provocar lesiones graves de crecimiento.

  • Si no pegamos de forma correcta el tip a la uña o se quedan burbujas de pegamento entre el tip y la uña, quedarán huecos, lo que puede provocar que se genere hongos con el tiempo en nuestra clienta e incluso se caiga con el tiempo la uña realizada.

  • Con los anteriores puntos, hay mas tendencia a la caída de las uñas de gel.

  • Al 2º o 3º mantenimiento, depende del crecimiento de la uña de la clienta, hay que retirar por completo el tip y el gel de la clienta, lo que puede provocar en la mayoría de los casos debilitamientos en las uñas.
Viendo los inconvenientes la técnica de los tips, no es la más indicada al menos en el ambiente profesional, si bien es cierto es una técnica muy económica para el cliente, puede generarles muchos problemas sobre todo si tiene unos dedos que no se adapten a los estándares de los tips y sobre todo sino se pegan de forma correcta los tips.

La técnica de los moldes en uñas de gel:


Esta técnica consiste en usar unos moldes de papel o metálicos para el esculpido de las uñas, por lo que podemos adaptar a medida los moldes a la uña de la clienta y construir la uña de forma personalizada. Es una técnica compleja de aprender, pero es la más potente, es quizás el único inconveniente que tiene, su aprendizaje, por lo demás son todas ventajas. Vamos a analizar sus ventajas:
  • Normalmente es una técnica de trabajo que tiene menos tendencias a las caídas, si se hace de forma correcta.
  • No hay que retirar las uñas al 2º o 3º mantenimiento y se puede realizar su mantenimiento por siempre y si la clienta es de las que siempre quiere las uñas puestas, no habría que retirárselas nunca si se hace los mantenimientos de forma correcta, sólo en los periodos de descanso.

  • La uña de la clienta sufre menos al adaptar mejor las curvaturas y el gel.
  • Tiene menos tendencia a las caídas.
Como vemos, siempre trabajar con moldes es lo mejor, pero el problema que vamos a tener son dos, es complejo de aprender y los trabajos se han de facturar mas altos al cliente y eso dado como esta la situación de la economía puede ser un inconveniente.
Entonces, ¿como podemos hacer?. Podemos ofrecer a nuestras clientas las dos opciones dentro de nuestro menú de servicios, es decir podemos optar por un servicio low-cost para clientas que sólo quieran ponerse las uñas de forma temporal o para un evento, ya sean bodas, comuniones, reuniones, etc y ofrecer el servicio de moldes para servicios superiores o clientas que nunca deseen retirarse las uñas. Con los moldes es una técnica que si se hace de forma correcta puede hacer que nuestras clientas, vuelvan a hacerse las uñas y las tengamos fidelizadas.